dimecres, 29 de juny de 2011

ESCRIURE A MA.



L'acció de pendre un full i una ploma per fer una carta, es un fet que quasi bé, ha passat a millor vida. Es un costum, completament en desùs, igual com aquells oficis desapareguts, dels que n’he parlat mes d’una vegada.
Ara que tothom dispose d’un teclat, que té moltes funcions, por poder rectificar sense fer gargots, que també dispose de un corrector de llengua, y que es ràpid, i net. ara, resulte que es d' una gran delicadesa i deferencia, escriure a ma. Si algú t’escriu una carta , i l’envíe amb un segell i te la lliure un carter, ets un privilegiat. Ja pots pensar-te la manera de donar o agraïr el detall, i preparar-te per tornar el favor. com a mínim, escriure també a mà.
A mi em semble que escriure a mà, té més a més unes altres connotacións. Es tocar amb les mans aquell bocí de paper, que ha sortit de unes altres mans, molt estimades, que guarde el seu olor o un petó que el remitent, l’hi a fet, Se sent la calidesa de l’altre, la delicadesa de posar en un paper el que ell o ella t’han volgut regalar. A pesar d’un viatge, llarg, i tenint en compte, que els empleats de correus, u moltes màquines transportadores, l’han tombat i l’han, remenat, a pesar de tot, aquella carta conserve intactes, el olor de la persona que t’he la envíe.
Pensant amb tots el condicionants, hauríem de fer l’esforç, de escriure sempre amb ploma o bolìgraf,que tan ès, però a mà. Jo he de confesar que quasi no ho practico, per raons que no venet al cas. Peró es el que m’agradaríe més.
Per no parlar de la lletra en sí, de la caligrafía, del estil. No hi ha rès mes personal que l’escriptura de cada ún.

11 comentaris:

Miguel Ángel ha dit...

Tengo entendido que mis amigos Moli, Berto y Gumi te han visitado; espero que no hayan molestado, porque son muy capaces. Han fundado su propia república en mi casa, y se han independizado. “Cría cuervos…”

Dices de escribir a mano, de las cartas que huelen, de la letra personal… Yo aún recibo mucho correo que me trae un señor en moto y me deja en el buzón cuando no estoy, o en la mano cuando nos vemos y nos saludamos. Esto es un pueblo y en la calle todos y todas nos tratamos.
Pero hace ya demasiado tiempo que lo que me llega por este medio es impreso oficial, carteles de promociones y propaganda, comunicados impersonales y avisos de abonos y cargos bancarios.

Tampoco ya tomo notas a mano, todo en teclado. Salvo una sola cosa: cuando en el despacho parroquial hablo con la gente que viene porque quiere bautizar, o se van a casar, o desean que sus hijos empiecen catequesis, o… en fin esas cosas de los curas con su gente. Y entonces tengo un problema: los bolis del tarro están secos, y la estilográfica, sin tinta. Y como más cómodo estoy es con un simple lápiz en la mano. Chica, no falla.

Saludos.

Montserrat Sala ha dit...

Bueno! ya le salió dueño a los perritos. No, No me han molestado en abasluto. Al contrario, ha sido un placer. Nunca pensé que esto pudiera ocurrir. Además, si no lo he entendido mal, el que és
responsable de hacerlos opinar, es un cura. Mayor sorpresa todavía, porque en este mundo bloguero, no se identifican, si es que los hay.
Pues por mi, no es ningun inconveniente, seguir departiendo con los perritos o con su dueño.
Gracias por la visita, y por la opinióon

mariajesusparadela ha dit...

Yo sigo recibiendo y enviando catas por el sistema de siempre. Y me encanta.

Montserrat Sala ha dit...

Me alegro que te guste comentar con el sistema de
siempre. Yo pensé que el silencio sabático, incluia también la comunicación via blogs o via mesenger.

Saludos singulares y entrañables

Encarni ha dit...

Hola MOnserrat, es cierto que cuando recibimos una carta escrita a mano nos sorprende, y nos alegra, no sé, pero una carta manuscrita tiene algo más personal, es más cálida además creo que lleva cariño.

Un abrazo.

Montserrat Sala ha dit...

Hola amiga Encarni: Bienvenida a mi muy humilde blog. Yo simpre me paso por el tuyo, pero como ocurre casi con todos, no comento, porque esto representa un trabajo enorme.
Miraré trabajar un poco más.

GRacias por tu comentario

Pedro Ojeda Escudero ha dit...

A pesar de que ya no esté de moda, qué gusto se siente al escribir a mano una nota de afecto para otra persona.

Montserrat Sala ha dit...

Es una verdad grande, profesor. A mí me encanta,recibir cartas escritas a mano. Tengo verdadera fijación.
Gracias por comentar una vez más, en mi humilde blog

TORO SALVAJE ha dit...

Escric amb el teclat.
Potser alguna petita nota o algún poema si em ve la inspiració fora de casa.
Però poca cosa.
Es una pena que es perdi el costum d'escriure a ma.

Petons.

Montserrat Sala ha dit...

Yo també ho penso, Toro. I es que a sobre, també estem perden vocabulari, escrient entre amics, es pose la meitat de les paraules. Aquest moviment es molt modern i ràpit,peró dubto que ens porti a cap cami massa bo.
Una encaixada de mans molt forta

Encarna Gómez ha dit...

La verdad es que escribir a mano, aunque ciertamente está en desuso, tiene unas connotaciones personales y afectivas que no encontraremos nunca en estas máquinas. Las cosas hechas o escritas a mano llevan algo más de esa persona, al margen de sus ideas o pensamientos. Siempre me encantó recibir cartas en papel y todavía conservo algunas de amigos que tengo a larga distancia y que son de épocas en que todavía no disponíamos de internet en nuestros hogares. Ah! y ya no hablemos si además esos papeles venían impregnados de aromas de otros lugares o dentro de a carta te incluían algún dibujo de los peques u otra sorpresa. Como ves, también añoro aquellas carta (propio de romántic@s, jaja) aunque las ventanjas como la inmediatez o la proximidad que te da internet es increíble.

sinfonic i filles

sinfonic  i filles

ORQUESTA SINFÓNICA DE VIENA

ORQUESTA SINFÓNICA DE VIENA
LA MEVA ORQUESTRA PREFERIDA