dilluns, 20 d’octubre de 2014

CONTAR SEMANAS CON PALABRAS ( HOY LA 43 DE 52)

Aguas mansas, aguas  bravas.
 En lo mas recóndito del Pirineo donde solia passar algunos veranos de mi infancia, había y hay todavia, (naturalmente), el rio Flamisell, portador en aquellos dias de un agua tan cristalina y transparente que se veian correr las truchas, a diez metros de  profundidad. No es que fuera un rio caudaloso pero como estava entre dos montañas altas, en su interior guardaba todos los pedruscos que se habían desprendido de ellas, en tiempos remotos y hacían las veces de pantanos dónde se juntaba gran cantidad de agua. Por lo demás era un rio tranquilo que sepenteaba rio abajo sin prisas, calmo  y azul. Desde la ventana de mi abuela se oia su murmullo dulce que invitaba, sentarse a su orilla, y contemplar las piruetas y los saltos de las truchas para remontar la corriente. Lo que no se podia aceptar era su invitación a poner los pies en remojo, so pena de quedar congelados en menos que cantara un gallo.
Mis abuelos me contaban que en primavera, las aguas del Flamisell, con el deshielo, se mostraban furiosas e intratables.

29 comentaris:

Sindel ha dit...

Qué lindo paseo me diste por ese lugar, el sonido, el ritmo del agua y esas ganas de meter los pies aunque se me congelen! Muchas gracias por esta linda historia!
Un besote.

Ester ha dit...

Recuerdos bañados en aguas cristalinas. Un abrazo

G a b y* ha dit...

Tu relato es casi una estampa del lugar. Una puede asomarse a tus letras, y ver el agua del río correr, cristalina, con su suave murmullo y con aire de recuerdos.
Besos!
Gaby*

casss ha dit...

No creo que sea puro romanticismo querer disfrutar hoy de un paisaje asi.
Es que la vida nos muestras un paisaje tan complejot, que ese río, se parece al paraíso, y allí me gustaría estar, así tal cual lo cuentas.

besos Montse

Mari-Pi-R ha dit...

Contemplar y oír el cauce del rio desde la ventana debía de ser como estar en un paraíso, buenos recuerdos de tu infancia.
Saludos.

José Vte. ha dit...

Hola amiga Montserrat, creo que todos hemos visto con tus ojos ese riachuelo del que nos hablas. A veces, cuando se describe algo con el corazón y la añoranza, se es capaz de trasmitirlo, y lo más importante, de sentirlo.

Un abrazo

Musa ha dit...

Lindo paseo por tus recuerdos, que hacen que una sienta el frescor de esas aguas.
Un saludo.
Finita

Ilesin ha dit...

Los rios pirinaicos son bravos en la epoca de deshielo y serenos y.bellos el resto del año.
Besos.

Montserrat Sala ha dit...

Tu comentario me llena de orgullo. Celebro qu ete haya gustado mi relato y te doy las gracias más efusivas, por venir a decírmelo Un beso querida anfitriona Sindel.

Montserrat Sala ha dit...

Si Ester, tu lo has dicho. recuerdos entrañables de la niñez.
Gracias por comentar. Recibe un poquito de esta frescura que he intentado transmitir.

Montserrat Sala ha dit...

G A B Y* me gusta que te asomes a mis letras y percibas el movimiento y el murmmullo del agua de aquel lugar.
Un abrazo muy muy fuerte y gracias!!!

Montserrat Sala ha dit...

Casss. Alli puedes estar cuando te apetezca. El rio sigue llevando sus aguas, aun bastante cristalinas Por el paisaje no debes sufrir, allà todo sigue igual. Los áboles mas grades los caminos mejores y las casas más viejas. La Vall Fosca, es de los pocos sitios del Pirineo que al no tener pistas de esquí, se conseva virgen.
Un bonito comentario que te agradezco. Besos.

p.d.La Vall Fosca = El valle oscuro

Montserrat Sala ha dit...

Mary P-iR: justo como lo dices, para mi era como estar en el paraiso,junto a mis abuelos que me adoraban.
Gracias por comentnar y te mando una docena de besos

Montserrat Sala ha dit...

josé Vicente: que gusto me dá verte por aquí. Gracias por las bonitas palabras qei me dedicas.
Hace unos dias vi que ya habia salido tu libro. En cuanto hagas remesa para Barcelona,acuérdate de mí, Vale?
Un abrazo grande para ti y tus mujercitas.

Montserrat Sala ha dit...

Musa: Bienvenida y muchas gracias por el comentario.
Un saludo cordial.

Montserrat Sala ha dit...

Cierto Ilesin. Són exactamente como tu dices. Conoces alguno?
Gracias por pasarte.
Un abrazo enorme

LAO Paunero ha dit...

un relato hermoso de recuerdos de esos que quedan para siempre amiga Monserrat, me gusta leerte...

Isa Iss ha dit...

Un relato hermos donde me pude dar un paseo por los bonitos pirineos.
Si no te importa me quedo en tu blog
Un beso

Isa

Te dejo el enlace del mio por si quieres visitarme
http://cabalgandoporlamusica.blogspot.fr/

Isa Iss ha dit...

* hermoso ( perdon )

Montserrat Sala ha dit...

Issa Iss: Celebro que te haya gustado mi aportación a esta semana nº 43, que tan formidablemente dirige nuestra amiga Sindel.Gracias por coementar y desde luego que no me importa en absoluto que me visites en mi blog de andar por casa.
Bienvenida seas amiga. Un abrazo

Montserrat Sala ha dit...

Hola Lao: Si que es cierto que esos recuerdos no se marchan nunca de la memoria. Sinó todo lo contrario, afortunadamente. Un abrazo y muchas gracias

Fanny Sinrima ha dit...

Montserrat, me ha encantado tu relato porque me recuerda mis baños en esos ríos del Pirineo y en los lagos de la Vall d' Aran. Helados, sí, pero ¡ tan bellos! que no resisto la tentación de mojarme, al menos los pies.

Un abrazo.

Yessy kan ha dit...

Un relato encantador, ensoñador. Lindas aguas de remembranza.
Me gusto leer tu relato. =)
Besos

Tracy ha dit...

El agua siempre presente en nuestros recuerdos infantiles, ¡qué bonito!

Montserrat Sala ha dit...

Que bien! haber despertado tus recuerdos bonitos de la infancia. El Pirineo y sus frescas aguas, no se olvidan facilmente. Muchos besos y abrazos querida Fanny. Gracias.

Montserrat Sala ha dit...

Yessy kan: Gracias por tu amablea palabras, y me alegro que te haya gustado el texto. Un fuerte abrazo.

Montserrat Sala ha dit...

Tracy: El agua amiga incondicional de los niños. Si se está en la ciudad, el mayor placer para ellos es pasearse por los charcos.
Gracias amiga. Un abrazo.

Pepe ha dit...

Hermosos recuerdos los que hoy nos ofreces, Montserrat. Debieron ser importantes para tí por la nitidez con la que los recuerdas.
Un fuerte abrazo.

Montserrat Sala ha dit...

Si, fueron muy buenos,la verdad pero, ya soy lo sufiente vieja para ver los recuerdos más antiguos,con absoluta nitidez.
Gracias Pepe. Te agradezco mucho tu visita.
Abrazos con cariño

sinfonic i filles

sinfonic  i filles

ORQUESTA SINFÓNICA DE VIENA

ORQUESTA SINFÓNICA DE VIENA
LA MEVA ORQUESTRA PREFERIDA